La Nochevieja está señalada con una marca especial no solo en el calendario, sino en la vida de las personas. Es como un paréntesis en la rutina, pues se juntan dos acontecimientos fundamentales: un año termina, otro empieza.  Una conjunción para celebrar. La gente se predispone a vivir algo nuevo, a mostrarse diferente, a disfrutar con familia y amigos de esa despedida-bienvenida.

La vida y la convivencia humana se relaja en la Nochevieja, porque todo se acepta y se perdona.   El restaurante es centro de encuentro, de cenas, de brindis y de festejos, y tiene que prepararse para eso.  Clientes habituales y otros que lo visitan por primera vez elegirán tu establecimiento para esa noche especial. Todo tiene que estar dispuesto para recibirlos y acompañarlos.  Es necesario colmar sus expectativas para que vivan una  grata experiencia. ¿Qué bebidas les puedes ofrecer a tus visitantes en esa noche tan especial?, ¿sabes hacer cócteles?

Los cócteles para la Nochevieja

La carta tiene que estar planeada pensando en una fiesta de  Nochevieja. Entrantes, menús, postres, bebidas, cada elemento deben mostrar al cliente que acompaña su alegría y su festejo.  Platos diferentes a los habituales, menús con todo incluido, buffet, cada restaurante creará su propuesta de acuerdo con su estilo y posibilidades.

Pero sea lo que sea lo que se proponga, los cócteles no pueden faltar para la Nochevieja. Aunque la coctelería no sea habitual en el restaurante,  hay que planificar una buena propuesta de cócteles que se integrarán a la carta y a la noche.

Una buena idea es preparar un cóctel para recibir a los comensales. Se presentará como una copa de bienvenida, un rico cóctel que predispondrá a una hermosa velada.  Y para los que van por más, habrá que prever otros,  tentadores y coloridos, que inviten a disfrutarlos.  Es importante promocionar estos cócteles cuando se difundan los menús para la Nochevieja; pueden marcar la diferencia en la elección de mucha gente.

Un tradicional cóctel ‘Mimosa’ es excelente punto de encuentro

El cóctel ‘Mimosa’ no pasa de moda. Siempre está vigente, en especial en fiestas y brindis.

Ingredientes:

  • 1/2 litro de cava
  • 250 gramos de naranjas sin piel y bien frías
  • 100 ml de jugo de naranja
  • Concentrado de cereza a gusto

Elaboración:

  1. Se licuan las naranjas con el jugo de naranja y 100 ml de cava.
  2. Se sirve cava puro en las copas hasta la mitad. Se completan con la preparación de naranjas.
  3. Para finalizar, se vierte un toque de concentrado de cereza en cada copa.

Las naranjas pueden sustituirse por otras frutas: cerezas, piña, melocotón, plátano.

Un ‘Poinsettia’, espectacular como la flor que le da nombre

El cóctel lleva el nombre de la flor típica de Navidad que adorna escaparates y hogares. La base es el cava, propio de estas fiestas.

Ingredientes:

  • 500 gramos de cava o champagne Brut bien frío.
  • 150 ml de zumo de arándanos frío.
  • 80 ml de Cointreau
  • Trozos de piel de naranja para adornar la copa
  • Guindas o cerezas al maraschino, ingrediente opcional.

Elaboración:

  1. Nada más fácil que preparar este vistoso cóctel. Se vierten todos los ingredientes en una coctelera y se agita varias veces.
  2. Se puede servir en copa aflautada o en una tipo Martini.
  3. En el fondo, queda muy bien una guinda o cereza, y en los bordes trozos de piel de naranja.
  4. El secreto es servirlo bien frío y recién mezclado.

Poderoso y frutal es este  aromático  Ponche de Sidra

Sidra, frutas, vodka, una increíble combinación.

Ingredientes:

  • 100 ml de Sidra
  • 20 ml de Granadina
  • 50 ml de Licor de Melón
  • 40 ml de Vodka

Elaboración:

  1. En una coctelera se mezclan la granadina, el licor de melón y el vodka.
  2. En un vaso bajo se coloca un poco de hielo.
  3. Sobre el hielo se vierte la mezcla.
  4. Se completa el vaso con la Sidra.

Se suele decorar con trozos de fruta de temporada.

Un Gin&Gin que cautiva

Ginebra y Ginger Ale dan el nombre al Gin&Gin. Escapando a la tradición del cava, este es un cóctel delicioso y fresco.

Ingredientes:

  • 100 ml de Ginebra a temperatura ambiente
  • 250 ml de Ginger Ale bien frío
  • 250 ml de granizado de limón, mantenerlo en el congelador y sacarlo 5 minutos antes de preparar el cóctel.
  • 2 rodajas de lima

Elaboración:

  1.  Se prepara el granizado de limón licuando jugo de 2 limones, 2 cucharadas de azúcar 100 ml de agua fría y 150 ml de hielo.
  2.  El cóctel se monta directamente en la copa.  En primer lugar se vierte granizado de limón hasta la mitad del vaso o copa.
  3. A continuación, se agrega en partes iguales la Ginebra y el Ginger Ale.  Una buena agitación con un mezclador y listo.

Y para los paladares temperamentales, un ‘Walk in Fields of Golds’

Esta es una receta inspirada en el cóctel que sirve tradicionalmente el Residence Café de Bilbao.

Ingredientes:

  • 60 ml de whisky
  • 10 ml de melaza de cebada
  • 60 ml de agua caliente
  • 1 toque de canela
  • 1 toque de nuez moscada
  • 30 ml de zumo de limón
  • ¼ manzana Granny Smith

Elaboración:

  1. Se diluye la miel en el agua caliente. Se le agrega una pizca de canela y de nuez moscada.
  2. Se incorpora la manzana cortada en dados de 1 cm.
  3. Se machaca todo en un mortero.
  4. Se vierte en una coctelera y se agrega el zumo de limón y el whisky.
  5. Se agita bien para mezclar.
  6. Se sirve en un vaso labrado o vintage con hielo.

Se puede adornar con una rodaja fina de manzana Granny Smith aliñada con canela y nuez moscada.

Un abanico de cócteles enriquecerá cualquier menú de Nochevieja. Las ideas que presentamos pueden servir de inspiración para variaciones que permitan crear otros tragos originales.