David Muñoz está de plena actualidad. El conocido Chef parece convertir en oro todo lo que toca. La cifra de negocio que tenía en el año 2014 se acercaba a los 3 millones de euros. En el 2015 la duplicó. El restaurante que acaba de inaugurar en Londres, StreetXo, le va a costar más de dos millones y medio de euros. Parece una cantidad elevada, pero si tenemos en cuenta la rentabilidad de sus tres estrellas en Diverxo, la nueva inversión está justificada.

Sin embargo, aunque David sea la cabeza visible de todo, no es el único propietario de StreetXo. Cristina Pedroche, compañera sentimental del famoso cocinero, también participa económicamente en esta aventura inglesa.

StreetXo, alta cocina española en Londres

Una obra compleja y ajustada a las preferencias y a la idea de David Muñoz, así como a las futuras necesidades que tendrá StreetXo, ha elevado la factura, solo la obra inicial, a más de 800.000 euros. A ello habría que ir sumando instalaciones eléctricas, equipamiento de cocina, etc.

¿Dónde se ha situado el nuevo restaurante de David? Nada menos que en el prestigioso barrio londinense de Mayfair, separado por diez minutos de Picadilly Circus. Se habla de un precio de alquiler, mensual, que podría superar los 40.000 euros. Esta elevada cifra puede darnos la idea adecuada de cómo debe ser el nivel de ingresos del restaurante para que, unido el alquiler a los sueldos del personal, proveedores, etc., el negocio tenga la rentabilidad esperada.

StreetXo

¿Quién es David Muñoz?

David nació en Madrid el 15 de enero de 1980. No hay ninguna tradición de hostelería en su familia, aunque siempre han tenido afición por conocer nuevos ingredientes, descubrir sabores desconocidos, etc.

A la edad de 8 años, David ya cocinaba sus propias recetas. Todo ello siguiendo las recetas de su manual “La Cocina Mediterránea”. Con 12 años acompañó a sus padres al restaurante de Madrid “Viridiana”, regentado por Abraham García. Esta experiencia le impactó. Tiempo después, cuando comenzó su trayectoria en el mundo de la cocina, trabajaría en ese restaurante.

Al cumplir los 17 años, el joven Chef combinaba su tiempo entre estudiar a distancia y el fútbol. El fútbol era su gran pasión entonces, y llegó a jugar en las categorías inferiores del Club Atlético de Madrid. En ese momento ya le gustaba mucho cocinar, pero los horarios de la hostelería y la incompatibilidad de la cocina para lo que quería hacer en su vida privada, le mantenían lejos de la idea de una dedicación profesional.

Empieza la etapa de cocina

Por curiosidad y por aprender, entró un día en la Escuela de Hostelería de Torrejón de Ardoz. El propio David Muñoz asegura que el día que entró en esa Escuela ya fue consciente de que era el primero de una nueva vida.

En estos años, el cocinero aprendiz repartía su tiempo entre la Escuela de Hostelería y el restaurante “Balzac”, que en se momento estaba dirigido por Andrés Madrigal. El fútbol ya había pasado a la historia en su vida, y la cocina empezaba a serlo todo.

David Muñoz

Otros lugares donde trabajaría serían “Viridiana”, “Catamarón” y “Chantarella”. Era el momento de hacer las maletas.

Con la guía Michelin en la mano y tan solo 20 años, David Muñoz comenzó a mandar currículos a los mejores templos culinarios en Londres. Le acompañaba a las entrevistas Angela Montero, su novia y con la que se casaría poco después, comenzando juntos la etapa de DiverXo. Tras varias entrevistas, David comienza a trabajar en el restaurante “Orrery”, un conocido local en Londres con cocina de estilo francés.

En una de sus salidas para localizar nuevos establecimientos, descubrió el restaurante “Hakkasan”, con alta cocina china. Quedó fascinado por lo que allí vio y probó. En “Hakkasan” solo trabajaban cocineros chinos, y para poder formar parte de la plantilla, David tuvo que utilizar, una vez más, su ingenio. Consiguió entrar y pasó dos años y medio cocinando y aprendiendo.

Otros lugares de Londres en los que también estuvo una temporada, fueron “Locanda Locatelli”, “Pearl” y el famoso “Nobu”.

Comienza a materializarse un sueño

Tras su etapa inglesa, David Muñoz comienza su andadura en Madrid. Junto a Angela Montero (quien dejó su carrera de bailarina para asociarse con David), en el año 2007 abren DiverXo, un restaurante pequeño situado en el barrio de Tetuán, en Madrid. Tuvieron que vender su propia casa para el proyecto. La parte de atrás del restaurante se convertiría en el dormitorio de la pareja.

Todos los esfuerzos comenzaron a dar sus frutos, y DiverXo fue subiendo como la espuma, entre la prensa especializada y entre los comensales más gourmet. En el año 2013, DiverXo consiguió la tercera estrella de la guía Michelin, convirtiéndose en el único restaurante en la capital de España y de la Comunidad de Madrid con un reconocimiento similar.

DiverXo

 Las claves del éxito de David Muñoz

  • Una visión de la cocina a nivel internacional. Por sus experiencias en diferentes restaurantes, por su inquietud en aprender, en todo tipo de entornos, de cualquier cocina del mundo, David Muñoz ha ido formándose un amplio conocimiento de la cocina tradicional y moderna, de los sabores puros, tradicionales, y las tendencias más innovadoras. Y todo ello lo integra con maestría, en su cocina.
  • Una cocina personal, arriesgada. David traslada su carácter divertido, radical y arriesgado, a sus platos. La cocina que elabora es compleja, muy rica en todo tipo de matices, creativa y diferente. Él mismo la define como una “cocina canalla”.

[embedyt] https://www.youtube.com/watch?v=ljVrrCRcEGY[/embedyt]

  • La proyección internacional. No suele ser habitual que los chefs de éxito emprendan aventuras internacionales tan jóvenes y en tan poco tiempo. David Muñoz es contundente en su forma de cocinar, pero también en su faceta como empresario. Su cocina con mezclas castizas y asiáticas está sorprendiendo en todo el mundo.
  • Marketing y publicidad. La imagen de David Muñoz vende. Su look radical, punk, exótico, valiente y auténtico está en el punto de mira para las mejores marcas. Como ejemplo, ha participado en campañas importantes de publicidad de Mercedes-Benz o Mahou, y ha acompañado en eventos de novedades tecnológicas a una de las compañías más influyentes de la actualidad: Google.

 

 

Fuentes imágenes: elle.es /  RTVE.es  /   njoyspain  / El Confidencial Digital