El renting ha surgido como una interesante opción que permite financiar la instalación o modernización de un restaurante. En el mercado, se ofrecen  distintos tipos de renting que permiten equipar el negocio. Si estás pensando en hacer una ampliación de tu negocio, una reforma o iniciar un nuevo negocio, el renting puede ser la forma ideal de financiación de tu idea.

La opción de alquiler es cada vez más utilizada y sustituye a la de compra.  En atención a la expansión de esta modalidad, han surgido numerosas empresas que ofrecen distintos tipos de renting. De este modo, cada negocio puede encontrar aquella que más se ajuste a su realidad.

El renting ocupa el lugar que antes tenían los préstamos y créditos bancarios. Los empresarios y emprendedores, especialmente pequeños y medianos, se han inclinado por este camino para la financiación de sus negocios.  Investigan, se informan y eligen de entre los tipos de renting aquellos que les provean de lo necesario para trabajar.

¿Qué es el renting?

El renting es el alquiler de un bien durante un plazo determinado. El dueño del bien alquilado cede el uso durante el período convenido. Quien alquila paga una cuota de alquiler para poder disfrutar de ese bien que alquiló.

Las condiciones del intercambio se establecen en un contrato de arrendamiento financiero, que ambas partes acuerdan y firman. Por lo tanto, mediante el sistema de renting, el bien no se adquiere, solamente se alquila.

renting

Algunos tipos de renting

Mediante el renting se puede acceder a todo lo que se necesita para que el restaurante pueda ponerse a punto. ¿Qué se puede alquilar? En la práctica, los diferentes tipos de renting especifican los bienes que se rentan.

1- Renting de  equipamiento

Hay muchas opciones en ese ámbito:

  • Máquinas utilizadas en hostelería. Por ejemplo, lavavajillas, congelador, cocinas, hornos, campanas, cámaras frigoríficas, vitrinas refrigeradas, freidoras industriales, etc.
  • Herramientas para tareas específicas: máquinas de palomitas, churreras, exprimidores, picadoras de hielo, máquinas de algodón de azúcar, barbacoas, cortafiambres, envasadoras al vacío, etc.
  • Máquinas expendedoras
  • Muebles para la cocina y para el salón comedor.
  • Equipamiento para la oficina 

2- Renting tecnológico

La tecnología es muy importante en un emprendimiento gastronómico. También este rubro se puede equipar mediante renting. El renting tecnológico permite rentar:

  • Ordenadores
  • Impresora y escáner
  • Centrales telefónicas
  • Routers para armar redes
  • Sistemas operativos y software
  • Antivirus
  • Mantenimiento y actualización de equipos 

3- Renting de vehículos

Especialmente útil si el restaurante ofrece servicio de delivery, catering o de eventos a domicilio. También para emprendimientos que incorporen el food truck, o el servicio de comida a domicilio.  Es posible alquilar el vehículo necesario por el tiempo adecuado.

El renting cubre todas las necesidades del vehículo, excepto el combustible. O sea que con el pago de la cuota, se accede al seguro, mantenimiento general, neumáticos, asistencia en carretera, coches de sustitución. Generalmente, las empresas que rentan vehículos para restaurantes, disponen de contratos a largo plazo, de tres o más años con condiciones más convenientes.

renting

4- El renting  proveedor

Hay empresas que establecen vínculos con los proveedores de equipamiento o maquinaria y se asocian con ellos. En esta unión, los proveedores comercializan el renting entre sus clientes. De este modo estos obtienen financiación más conveniente.

5- Renting industrial

Las empresas que se dedican el renting industrial ofrecen bienes productivos que usan las industrias. Se trata de maquinarias diversas, que atienden a distintos tipos de industrias. Por ejemplo, maquinaria para artes gráficas, equipos médicos, máquinas para obras de construcción, y también maquinaria para hostelería.

6- Rent to rent

Es también un tipo de renting muy utilizado.  Es útil en los casos en que una empresa de renting niega la posibilidad del arrendamiento a un cliente. Esto puede ocurrir porque se considera que los arrendatarios no cuentan con la capacidad económica para cumplir con las cuotas.

El rent to rent permite que un proveedor que conoce y tiene confianza en un cliente pueda asumir la operación de renting. Se pacta un alquiler mensual. De este modo, es el proveedor el que ofrece el bien a su cliente a cambio del pago.

7- El rent back

Es un buen sistema para tener liquidez, para conseguir dinero.  Es el caso de un restaurante que tiene un equipamiento propio y bienes industriales de buena calidad y en uso. De esa forma, decide venderlos a la empresa de renting y por esa venta obtiene dinero.

¿Y cómo hace para seguir trabajando sin el equipamiento? La empresa de renting le alquila ese mismo equipamiento que compró.  En síntesis, el restaurante obtiene dinero y puede continuar utilizando sus herramientas y máquinas por el pago de una cuota, previo contrato.

Beneficios del renting para el restaurante

Existen algunas ventajas de usar el renting para el restaurante:

  • Los distintos tipos de renting permiten un beneficio muy importante: poder iniciar un negocio de restaurante cuando se dispone de poco dinero. A la hora de montar un negocio, surgen siempre muchos gastos. El renting permite ponerse en marcha con un capital reducido.
  • Con el renting se puede disponer de equipamientos y maquinarias de vanguardia. Cuando se compran los equipos, se hace difícil renovarlos. Vivimos tiempos en los que cada día la tecnología avanza y esto hace que surjan equipos modernos. El renting permite mantener actualizado tu restaurante.

Beneficios fiscales y en los gastos

  • Los beneficios fiscales son una ventaja a tener en cuenta. Las cuotas mensuales que se pagan por renting son deducibles en su totalidad de los impuestos. También se deduce el IVA de las cuotas. El pago del arrendamiento se computa como gasto de empresa.
  • También se mejora el equilibrio de ingresos y gastos. Al estar en modalidad de alquiler, los equipos no se dan de alta como equipos de la empresa. Los pagos del renting no influyen sobre el pasivo del balance. Como no se computa como endeudamiento, no reduce la capacidad de obtener un crédito.
  • Generalmente, se incluyen en el contrato del renting las condiciones de mantenimiento y de recambio del bien rentado. Esto asegura que siempre se dispone del mismo, aun en los casos en que tenga un problema de funcionamiento. Si una máquina se rompe, inmediatamente la empresa proveedora la sustituirá hasta que sea reparada.
  • El contrato se puede revocar cuando sea necesario. Para que esto ocurra es preciso asegurarse de que así conste en el documento. Por lo tanto, se facilita la adaptabilidad a cualquier cambio en la empresa.

Los diferentes tipos de renting ofrecen un sistema flexible y ágil para equipar el restaurante, tanto en caso de nuevo local o de renovación. Es una de las mejores alternativas de financiación para autónomos y pymes.

Fuentes de imágenes: Alquiler Isotermo