Si tienes tu propio restaurante o estás evaluando esta posibilidad de emprendimiento, debes sabes que la calidad y el costo de la mano de obra son aspectos fundamentales para el éxito y la rentabilidad de tu negocio.

Quizá aún no hayas considerado que la inteligencia artificial ha llegado a la cocina profesional, y la incorporación de robots en restaurantes ya es una realidad en Asia y EEUU. Y al parecer, también dejará de ser ciencia ficción en España en los próximos meses.

Robots en restaurante: cuando la ‘ciencia ficción’ se vuelve realidad

Para todos los que hemos vivido el gran ‘boom’ de la ciencia ficción, la idea de que robots nos sirvan un plato de comida en un restaurante ya nos parece bastante cinematográfica. Ni hablar de la posibilidad de ‘contratar’ robots como camareros o chefs, que aún suena como totalmente irreal para la gran mayoría de los emprendedores del sector gastronómico.

En realidad, hace varias décadas que esta idea viene siendo madurada principalmente científicos asiáticos y norteamericanos, que son los grandes referentes en materia de inteligencia artificial y aprendizaje automático. Por supuesto, este proceso no ha estado libre de errores, como las camareras de Harbin que terminaron siendo ‘despedidas’ por su lentitud e imprecisión al atender a las diferentes comandas de un restaurante.

Los primeros obstáculos

Robots cocineros y camareros, llega la revolución tecnológica

Al parecer, uno de los obstáculos de estos primeros intentos habría sido la tendencia a crear robots camareros más parecidos a los seres humanos, para generar mayor identificación y empatía por parte de los clientes. Sin embargo, reproducir la morfología y el comportamiento humano en una máquina sigue siendo extremadamente complejo.

Por esta razón, los restaurantes asiáticos que ya han incorporado robots en la atención al cliente suelen optar por modelos compactos y de diseño minimalista. Aunque para nuestra imaginación pueda parecer decepcionante no encontrar al hombre bicentenario como camarero en un restaurante, lo cierto es que los robots pequeños y de funcionamiento simplificado permiten un control y mantenimiento más económicos y accesibles para un emprendimiento de pequeño o mediano porte.

Digitalización gastronómica: un proceso más allá de la robótica

En la actualidad, se calcula que existen unos 500 restaurantes que ya emplean la inteligencia artificial en la atención al cliente o en la cocina. Como era de esperarse, la mayoría de ellos están en Japón, China, Corea del Sur, Singapur y Estados Unidos.

En cada uno de estos locales, los avances de la robótica están presentes de diferentes maneras, considerando las necesidades de los emprendedores y de los comensales. No todos han sustituido completamente el capital humano por los autómatas, ya que ello requiere una inversión significativa y no todas las culturas están preparadas o dispuestas a incorporar inmediatamente el hábito de concurrir a restaurantes 100% automatizados.

Evolución de la hostelería y digitalización

Así mismo tiempo, es importante que entiendas que el proceso de digitalización en los restaurantes no se resume a la incorporación de robots camareros o cocineros. En realidad, el sector gastronómico también está experimentando la cuarta revolución industrial que transforma los conceptos tradicionales de comercio, trabajo y emprendimiento.

Si tenemos en cuenta que gran parte de los comensales optan por ordenar sus comidas a través de aplicativos en sus Smartphone, tenemos una clara demostración que la gastronomía ya se digitaliza día tras día. Todo indica que los robots serán el ‘próximo paso’ que el sector camino a la automatización de procesos y servicios.

Robots cocineros y camareros

‘Robot He’: los robots que revolucionan la gastronomía china

En mediados de julio y agosto del año pasado, las redes sociales prácticamente explotaron con la noticia del lanzamiento del ‘Robot He’. Este autómata ha sido diseñado para actuar como camarero en los tradicionales restaurantes asiáticos. Si bien su estética está lejos de ser un humanoide, sus creadores garantizan que ayudarán a los emprendimientos a aumentar la productividad y reducir los costos con mano de obra.

El nuevo robot camarero ha despertado en interés de uno de los gigantes comerciales chinos: el grupo Alibaba. El líder asiático en ventas online se ha sumado a una innovadora iniciativa para modernizar los servicios gastronómicos en China, donde la digitalización y la robótica están cada vez más presentes en la actividad comercial y en el cotidiano de los ciudadanos.

El primer restaurante automatizado

Con sus inversiones, ha sido posible lanzar el primer restaurante automatizado del país, con procesos totalmente digitalizados. En primer lugar, los comensales eligen qué tipo de mesa desean utilizar en una pantalla, que inmediatamente les ofrece las orientaciones para llegar al lugar que les es asignado.

Para ordenar un pedido, los clientes pueden elegir entre dos opciones igualmente prácticas. Si desean, pueden elegir todo lo que irán comer en el supermercado Hema, y optar si quieren que su pedido se envíe a su domicilio o al restaurante. La segunda opción consiste en ordenar directamente en la mesa del restaurante, a través de una app en su teléfono móvil.

Tras algunos minutos, los pedidos llegarán a la mesa del comensal ‘de la mano’ de los pequeños robots, que circulan a través de unas pistas situadas por todo el restaurante y puedan llegar hasta los clientes. Al llegar a la mesa correcta, el robot abre su tapa para permitir que el comensal retire el plato ordenado.

Otra característica impresionante del restaurante automatizado es la posibilidad de que un ‘brazo robot’ prepare los pedidos, en especial aquellos realizados a través del supermercado Hema. Es decir, ya han llegado también los robots cocineros, y en el futuro da la impresión de que este concepto se desarrollará cada vez más.

¿Existen beneficios concretos de incorporar robots a un restaurante?

¡Por supuesto que sí! No es una casualidad o una simple moda pasajera que los países líderes en tecnología e innovación estén invirtiendo en la incorporación robots en restaurantes. En la práctica, la inteligencia artificial puede traer importantes beneficios para el sector gastronómico y para los emprendedores que en él invierten.

Además de disminuir la incidencia de problemas asociados al ‘error humano’, los robots y la tecnología en general permiten reducir los costos en mano de obra para la realización de tareas simples y cotidianas. Ello se traduce no solo en un beneficio para el dueño del restaurante, también para los clientes.

Precios más asequibles

Si seguimos con el ejemplo de ‘Robot He’, una de las ventajas que los comensales destacan sobre el restaurante automatizado son los valores más accesibles de sus platos, que pueden llegar a costar hasta 50% menos que en los restaurantes tradicionales.

Así mismo, es importante ser conscientes y no propagar mitos sobre la inteligencia artificial y el capital humano. Los robots no han venido a desplazar la creatividad y la experiencia humana que continuarán siendo la esencia de la gastronomía. Pero sí pueden ser empleados para optimizar varios procesos cotidianos que requieren mayor precisión y rapidez, generando la posibilidad concreta de acortar gastos, tanto para los emprendedores como para los comensales.

 

Fuente de imagen principal: vix.com