El marketing de tu restaurante en verano debe impactar a los posibles clientes. Las personas salen de esa especie de letargo invernal del que despiertan en primavera. Es estación de alta temporada en los restaurantes, y es también la época en la que la competencia plantea sus estrategias. Todo el mundo quiere aprovechar al máximo este momento.

El gran desafío del marketing de tu restaurante en verano es destacar el local.  Toda la publicidad debe tentar y definir la elección de los que quieren salir y de los que dudan. Porque también hay un sector de la población que prefiere quedarse en casa, cómodamente instalado, para no soportar los calores extremos. A ellos también hay debe apuntar el marketing.

Por lo tanto, la estrategia de marketing en verano deberá planearse con gran empatía, poniéndose en el lugar del cliente. ¿Qué puede tentar al potencial cliente para que se mueva de casa y elija ese restaurante? La respuesta a esta pregunta será el eje de la estrategia de marketing de tu restaurante en verano.

Hay mucho en un restaurante para destacar del verano. La renovación de la carta, novedosas bebidas refrescantes, el confort que alivie del calor exterior, eventos para compartir con familia y amigos. En estos aspectos puede sostenerse una buena estrategia.

Sugerencias para el marketing de tu restaurante en verano

El restaurante debe vestirse de frescura y confort en verano. Y esto no se refiere solo a la decoración. Si las personas perciben que el restaurante permite vivir el verano agradablemente, decidirán visitarlo. El marketing es un espejo del restaurante, y por tanto los cambios en el local inspirarán los del marketing.

  • El primer consejo es renovar detalles en la estética del local. Toques veraniegos, cambios de manteles y de vajilla y detalles en la decoración siempre ayudan. Inundar las redes y la web de frescura y de sensación de ‘verano feliz’ es un aspecto importante del marketing de tu restaurante en verano.
  • La terraza es un valor agregado. Si el restaurante dispone de terraza, hay que insistir en ella en el marketing. Es un momento ideal para destacar este espacio que conquista a los clientes. Pérgolas, plantas, ventiladores y acondicionamientos térmicos adecuados, permitirán explotar al máximo la terraza.
  • La carta también se mueve. Sopas frías, ensaladas, procesos de cocción sencillos serán muy bienvenidos. Es una época de muchas frutas y verduras, y hay que intentar que protagonicen los menús. El calor obliga a dietas ligeras, por lo que la presencia de estos productos en el menú puede determinar la elección del cliente. Es importante marcar especialmente estos cambios en el marketing y destacar la adaptación estacional. Fotografías tentadoras de platos frescos y saludables quizás provoquen el clic de una reserva.
  • Tragos, bebidas refrescantes y smoothies. Publicar en las redes y en la web ofertas de bebidas refrescantes, es un gran atractivo en el verano. Muchos almuerzos o cenas comienzan con la intención de consumir solo un trago o una bebida refrescante al paso.

Otras promociones muy interesantes

  • Es momento de innovaciones en los vínculos e intercambios con los potenciales clientes. Un cambio de estilo en las interacciones es un factor que atrapa la atención. Es bueno compartir vídeos y memes frescos y divertidos que incentiven la participación y las reacciones de los clientes.
  • Promociones de verano. Las promociones son buenas en las estrategias de marketing de cualquier estación del año. Los planes promocionales de descuento válidos para el verano incentivarán las visitas de clientes nuevos y fidelizarán a los habituales.

Un ejemplo de este tipo de promociones es el dos por uno en cenas grupales en esos días en los que el restaurante tiene poca actividad. Los amigos se reúnen más en verano, las familias se juntan con mayor frecuencia. Por tanto, intentar atraer grupos es una buena idea.

  • El catering a domicilio. Si el restaurante ya lo incluye, es momento de incentivar su difusión. Y si no lo tiene, quizás convenga agregarlo al servicio. En verano hay gente que prefiere el confort de su hogar a cualquier salida.  Son personas que centran en su casa los encuentros familiares y de amistades. 

Ofrecer servicio a domicilio siempre es una estrategia interesante. Una buena campaña de marketing que muestre esta opción y las posibilidades que ofrece, pondrá al restaurante en el escenario de los hogareños.

  • Concursos de anécdotas o fotos del verano. Es una idea para estimular la participación en las redes. La puesta en marcha de concursos de fotografías o de anécdotas vividas en el verano permitirá que la presencia en las redes sociales de multiplique exponencialmente. ¿Los premios? Descuentos, cenas, tragos en el restaurante.

El evento de bienvenida al verano.   La organización de un día especial en el restaurante que marque las vivencias del verano llamará la atención.  Puede ser una fiesta temática, una cata o un workshop. Se trata de que el restaurante reciba la máxima atención por ese evento para que las personas lo conozcan.