En el 2024, la industria de la hostelería en España se enfrentará a nuevos desafíos que transformarán la experiencia gastronómica de los comensales. Muchos de los cambios que atravesarán los restaurantes en su gestión tienen que ver con la implementación de tecnología avanzada, la cual, sin dejar a un lado la tradición, redefinirá por completo el futuro de la hostelería.

Entre las tendencias de la hostelería para el año 2024 destacan, principalmente, la digitalización con softwares de reservas, la sostenibilidad, los productos locales y los recursos humanos.

Tendencias que veremos en 2024 en hostelería

Tecnología e innovación

Durante el 2024, el sector de la hostelería española se centrará, principalmente, en la creciente conectividad, la personalización de los servicios y la comodidad de los clientes. A través de la implementación de sistemas de gestión avanzados, aplicaciones móviles y analítica de datos, será posible anticipar las necesidades del cliente y facilitar las reservas, la organización de pedidos y los procesos de pagos.

Por otro lado, la incorporación de la inteligencia artificial maximizará la producción y potenciará la creatividad en los menús, permitiendo a los restaurantes ofrecer una experiencia única y personalizada. Los Chatbots de IA, por ejemplo, servirán de guía digitales tomando pedidos, respondiendo a las preguntas de los clientes y ofreciendo ofertas especiales.

Actualmente, el uso de la tecnología e innovación dejó de ser un valor añadido para los restaurantes, para convertirse en una clave para la subsistencia y el éxito de los restaurantes.

Integración de tecnología de pago sin contacto

El periodo de pandemia incrementó el uso de tecnologías sin contacto en el sector, por lo que se espera que la tendencia continue vigente este próximo año. Los restaurantes apostarán por disminuir el contacto físico y agilizar las transacciones y, para ello, deberán integrar esta tecnología en el software de gestión. Ello traerá como resultado estadísticas sobre:

  • Facturación frente a los costes laborales
  • Productividad
  • Promedio de comensales.

Gestión de reservas flexible en 2024

La gestión de las reservas para este próximo año deberá ser mucho más flexible, por lo que será necesario utilizar sistemas de reserva dinámicos que se adapten de forma automática a los cambios que se produzcan en la demanda, las condiciones meteorológicas o los eventos especiales. De esta forma, se podrá optimizar la atención a un mayor número de clientes, sin comprometer la calidad del servicio.

Flecha restaurante

Tendencias hacia la sostenibilidad y la responsabilidad ambiental

La sostenibilidad se ha convertido en una preocupación en el sector de la hostelería. Por esta razón, en el 2024, la tendencia es adoptar prácticas más sostenibles en la gestión de las operaciones para estar a la vanguardia, compensar el gasto de suministros y sumarse a la normativa.

La industria deberá, por tanto, implementar nuevas prácticas ecológicas para poder reducir su huella de carbono y equiparar la responsabilidad ambiental con el buen servicio.

  • Reducir los desperdicios de alimentos
  • Fomentar el uso de energías renovables
  • Disminuir el uso de plásticos de un solo uso
  • Uso de productos de temporada

Experiencias gastronómicas únicas

En el año 2024, los restaurantes deberán reinventarse en la autenticidad culinaria y enfocarse en las experiencias que profundicen el lado cultural. Los menús deben reflejar la diversidad culinaria mediterránea y dar énfasis a la calidad y a los productos locales y de origen. Los ingredientes locales son un elemento diferenciador en la oferta de alimentos y bebidas, además dan respuesta a la creciente demanda de los comensales por opciones más saludables.

Las experiencias inmersivas en las que los clientes pueden observar la preparación de sus platos, marcarán la diferencia, así como participar en eventos gastronómicos interactivos que les permita percibir la esencia de la cocina, el entorno y el restaurante.

Formación continua del personal

La capacitación del personal en el sector es esencial para garantizar que el equipo de trabajo cuente con habilidades actualizadas y se mantenga al día con las tendencias y estándares cambiantes.

Una política de formación continua de los empleados, mediante los programas de capacitación y desarrollo profesional, por otro lado, permitirá ofrecer un servicio excepcional y paliar la actual falta de trabajadores en la industria.

Esto no sólo garantizará la sostenibilidad del personal a largo plazo, sino que hará que el equipo sea mucho más productivo.

Colaboraciones estratégicas de partners y proveedores

Una de las tendencias que marcará la diferencia en el sector es, sin dudas, las alianzas entre hoteles, restaurantes y proveedores locales. Estas colaboraciones estratégicas no sólo mejorarán la sostenibilidad del sector, sino que potenciarán la innovación y fortalecerán el sector económico local. Además, fomentarán una industria más integrada y resiliente.

Una manera de añadir valor a las propuestas culinarias de la localidad es creando rutas turísticas o de experiencias en áreas geográficas, de tal modo que todos los actores implicados trabajen de forma conjunta.

Gestión sostenible

Otra tendencia que está ganando fuerza en la industria de la hostelería es la sostenibilidad. Cada vez más clientes están preocupados por el impacto ambiental de sus elecciones de consumo y buscan opciones más sostenibles. En respuesta a esta demanda, los hoteles y restaurantes están implementando prácticas sostenibles, como la reducción de residuos, el uso de energías renovables y la promoción de la cocina local y de temporada.

Además, la tecnología desempeñará un papel fundamental en esta tendencia, con la adopción de sistemas de gestión de energía inteligente y soluciones de seguimiento y reducción de desperdicios.

Digitalización

La digitalización también será un factor clave en el futuro próximo de la hostelería. Cada vez más hoteles y restaurantes están adoptando tecnologías digitales para mejorar la eficiencia operativa y ofrecer una experiencia sin fricciones a sus clientes. Por ejemplo, los sistemas de reserva y check-in online están ganando popularidad, permitiendo a los huéspedes evitar colas y ahorrar tiempo.

En 2024, la digitalización se convertirá en la norma en la industria de la hostelería, mejorando la experiencia del cliente y optimizando la gestión interna. La inteligencia artificial y la automatización serán tecnologías clave en la transformación de la hostelería. Los chatbots y asistentes virtuales se están volviendo cada vez más comunes en la industria, ofreciendo respuestas rápidas y precisas a las consultas de los clientes.

Sin embargo, es importante destacar que la tecnología nunca reemplazará por completo la importancia del factor humano en la hostelería. La combinación de tecnología y atención personalizada será fundamental para brindar una experiencia excepcional al cliente.

Realidad virtual y aumentada

Por último, la realidad virtual y aumentada también tendrán un impacto significativo en la hostelería en 2024. Estas tecnologías permitirán a los clientes explorar destinos turísticos, visitar habitaciones de hotel o incluso probar platos de restaurantes antes de realizar una reserva. Además, la realidad aumentada se utilizará para proporcionar información en tiempo real sobre lugares de interés turístico, menús y promociones especiales. Estas tecnologías no solo mejorarán la experiencia del cliente, sino que también ofrecerán nuevas oportunidades de marketing para los hoteles y restaurantes.

A pesar de los desafíos, la industria de restauración y hostelería española siempre ha demostrado una postura resiliente para continuar siendo uno de las más dinámicas y llamativas del mundo. para poder hacer frente a los constantes cambios que se producirán. 

Comparte