Los productos orgánicos, en general, no se conservan por sí solos mucho tiempo. Se ha requerido de muchos años y experiencia para aprender a conservarlos. En especial, mantener frescas frutas y verduras. Estos dos alimentos son particularmente proclives a descomponerse rápidamente.

A continuación, veremos algunos consejos interesantes para conservar frescas las frutas y verduras en tu restaurante.

Conservar adecuadamente no solo implica postergar el punto de descomposición de un alimento. También supone preservar sus principales cualidades, es decir, sus nutrientes y su sabor. Esto último es lo más difícil; sin embargo, actualmente se puede lograr casi a la perfección.

Mantener frescas frutas y verduras exige conocer las propiedades de estos alimentos. No todas tienen el mismo ciclo de descomposición, algunas son más sensibles al medio ambiente, mientras que otras no.

Mantener frescas las frutas y verduras sin refrigerador

Una de las claves para mantener frescas frutas y verduras es la forma de almacenarlas. No basta simplemente con tomarlas y meterlas en el refrigerador. No todos los alimentos se conservan mejor en la nevera. Además, según el tipo de alimento, también hay un tipo de envase adecuado.

mantener frescas frutas y verduras

Se pueden mantener frescas frutas y verduras sin usar refrigerador. Estos son algunos ejemplos:

  • Se conservan bien en una bolsa de papel a temperatura ambiente. Para acelerar su maduración se mete una manzana en la misma bolsa.
  • Ajo. Se mantiene bien en un lugar fresco y oscuro.
  • Albahaca. Solo debe meterse en un vaso de agua. También se puede guardar en un frasco hermético, junto con un papel de cocina mojado.
  • Se guardan en un recipiente de cierre hermético, con una pizca de humedad.
  • Se conserva bien en un vaso de agua. Permanece así hasta 7 días.
  • Cebollas. Se mantienen en un lugar seco, aireado y oscuro.
  • Espárragos. Se ponen en un vaso de agua, como un florero.
  • En un frasco con cierre hermético duran hasta 10 días.
  • Hinojo. Se deja en un vaso de agua.
  • Patatas y batatas. Deben estar en un lugar fresco, seco, oscuro y con buena ventilación.
  • Se dejan en un vaso de agua.
  • Rúcula. Se guarda en un recipiente hermético, con un paño húmedo.
  • Se conserva en un recipiente, junto con una toalla de papel húmeda. Siempre debe mantenerse la humedad.

Frutas y verduras dentro y fuera del refrigerador

También hay un grupo de frutas y verduras a las que es mejor mantener fuera del refrigerador hasta cierto punto. Después de un tiempo, es posible alargar su vida metiéndolas en la nevera.

Dentro de estos alimentos se encuentran los siguientes:

  • Albaricoques. Se mantienen bien en una zona oscura y fresca. Cuando están maduros se ponen en el refrigerador
  • Calabacín. Se conserva en zonas oscuras y frescas. Al llevarlo a la nevera se debe envolver en una servilleta húmeda
  • Calabaza o zapallo. Antes de abrirla se conserva en un lugar oscuro y fresco. Después de abierta se lleva a la nevera con una hoja de papel húmeda
  • Caqui o fuyu, granadas y kiwi. Se mantienen bien en lugares frescos. Al estar maduros, se ponen en la nevera
  • Cerezas y ciruelas. Se conservan en sitios frescos. Si están maduras se ponen en un frasco sin humedad y se meten al refrigerador
  • Chirivías. Se conservan en sitios oscuros y frescos. Para mantenerlas por más tiempo, llevar a la nevera envueltas en papel húmedo
  • Higos y brevas. Se conservan en una zona fresca. Si se llevan al refrigerador, mejor hacerlo en una bolsa de papel
  • Mango, melocotón o durazno, papaya, pera, nectarinas, sandías, plátanos, piña y melón. Necesitan lugares oscuros y frescos. Cuando están maduros se pelan, se trocean y se guardan dentro de un recipiente en el refrigerador
  • Naranjas, mandarinas y pomelos. Se pueden dejar fuera de la nevera. Si se refrigeran en lugares secos, aguantan todavía más tiempo

Frutas y verduras que exigen refrigeración

Algunos de los vegetales solo se mantienen frescos si se ponen en el refrigerador. Los principales son:

  • Vegetales de hoja verde. Esto incluye lechugas, acelgas, espinacas, berros, etc. Se deben meter en un recipiente, con unas gotitas de agua o una hoja de papel mojado. Con ello, se introducen en el refrigerador. Dentro de este grupo también están las hierbas aromáticas.
  • Berenjena, brócoli, maíz, semillas germinadas, setas y champiñones y uvas. Se deben guardar en un recipiente hermético, evitando cualquier clase de humedad.
  • Coles de Bruselas, frutos del bosque y pimientos. Se guardan en la nevera en un recipiente abierto, pero en una zona sin humedad.
  • Judías verdes, pepinos y remolacha. Se guardan en un recipiente con una hoja de papel o una servilleta húmeda.
  • Se guardan dentro de la nevera en una bolsa de papel. Si están muy maduras se congelan para usar en batidos y helados.

Algunos trucos útiles 

Para mantener frescas las frutas y verduras hay algunos trucos que son muy funcionales. Estos son algunos de ellos:

  • No mezclar. Cada vegetal tiene un proceso de maduración diferente.
  • Los recipientes se pueden tapar con papel film o aluminio, si no se dispone de la tapa.
  • No lavar. Un secreto para conservar frescas frutas y verduras es no lavarlas antes de almacenar. El agua acelera el proceso de descomposición.
  • Si hay que conservar los vegetales por mucho tiempo, lo mejor es congelarlos. En el caso de las verduras, conviene meterlas durante 30 segundos en agua hirviendo. Después hay que secarlas y guardarlas en bolsas antes de congelar.
  • Siempre hay que secar los vegetales antes de almacenarlos en el refrigerador. De lo contario, podrían aparecer hongos en pocos días.
  • Las frutas y verduras que no han madurado, no se deben meter en el refrigerador. Primero es necesario que maduren. De lo contrario, podrían pudrirse en la nevera.
  • Es conveniente envolver en plástico la base del tallo de los plátanos. De este modo se conservan mejor en la nevera.
  • Las frutas y verduras siempre van en la zona cálida de la nevera. Esto ayuda a que no pierdan su sabor y aroma.
  • Las manzanas ayudan a prolongar la vida de las patatas. Basta con poner una al lado de estos tubérculos.

 

Fuentes de imágenes: El Salvador  /  Eldiario.es  /  26 Gr. de SUSHI: SABOREANDO SUECIA. – blogger